Mi momento de relax, por la desdramatización que supone el mundo de la moda, mi parte frívola de entre mis muchas partes, desde la humildad y con afán de nada más que divertirme.





sábado, 25 de junio de 2011

El outfit perfecto, o el bolso perfecto?



Así de divina se pasea Liv Tyler, con un vestido que es el colmo de la feminidad, eso sí, le acompaña su incuestionable belleza y su bolso de Givenchy.
Y ahora es cuando yo me pregunto, ¿es acaso, un gran bolso, y no por su tamaño, sino por su importancia o categoría, determinante para un look semejante?


Creo que ayuda, por supuesto no lo es todo, pero acompañado de buen gusto suma muchos puntos.


Son bolsos con precios desorbitados, inalcanzables para mujeres terrenales, de a pie.


Si como yo, sois pobres, pero no de espíritu, o bien tiráis de vuestros ahorros y cometéis una locura, muy lícito por otra parte, o paseáis con orgullo vuestros bolsos middle range y low cost con orgullo.

Desde aquí os digo que el "Cosmos" de Longchamp me tiene un pelín obsesionada.

jueves, 16 de junio de 2011

Hoy quiero...


...UN VESTIDO AZUL.


Y LOS ZAPATOS DE PITÓN STELLA MCCARTNEY.

jueves, 9 de junio de 2011

La lista de la compra.


Quiero hacer algunas adquisiciones estas rebajas, sobre todo, de básicos, hace poco me compré varios vestidos veraniegos muy monos y dos pares de sandalias, además, observando y ordenando mi armario, caigo en la cuenta de que tengo de todo o "casi" de todo.

 Tienen que ser prendas que seguro utilizaré un montón de veces, y, por tanto, amortizaré, no soporto gastar dinero en algo que no verá la luz  esperando una oportunidad que nunca llegará, me entendéis, ¿verdad?.

Esta vez voy con los deberes hechos, con una lista compuesta de prioridades y caprichos, pues bien, una vez me haga con esas prendas obligadas, y si de mi presupuesto sobra una pequeña parte, entonces, uno de esos denominados caprichos se vendrá conmigo a casa, tarea difícil, lo sé.

Lo primero que voy a comprar es un BLAZER, les saco mucho partido, es una buena inversión, un clásico que siempre funciona, ya sea para looks formales o informales, todo depende de la situación. El color lo tengo claro, negro o gris, aunque esta temporada se llevan en colores flúor, pensándolo fríamente, es una moda efímera y por muy llamativo que me pueda resultar, dudo que le saque un buen provecho, al menos, a largo plazo.


Unos nuevos JEANS pitillos, con éstos, más de lo mismo, tengo, pero los utilizo muchísimo, sólo que esta vez han de ser en gris o azul, de negros voy bien surtida.


Y hablando de negro, un VESTIDO NEGRO veraniego, no os lo vais a creer pero el único vestido negro que tengo fresquito es de manga tres cuartos cuando lo que yo necesito uno de tirantes o manga corta, es extraño porque en mi armario hay vestidos blancos, de flores, (de los cuales ya no llevo la cuenta), azules, largos..., vamos, una buena colección, sin embargo nunca encuentro uno negro que me cautive al 100%, el blanco perfecto lo encontré hace poco, tras varios veranos buscándolo, de momento, y a falta de un buen vestido negro, utilizaré mis faldas, que me hacen la función, aunque de este verano no pasa que lo encuentre.


Otra buena compra será una BLUSA blanca o beige de seda, siempre femenina y chic.


Y CAMISETAS lisas, de un tejido muy fino.


Hasta aquí mi lista de compras prioritarias, como ya he dicho, si después de hacerme con todo, todavía me queda presupuesto, me voy a por unos ZAPATOS masculinos.


O quizá un VESTIDO colorido.


Difícil seguir una lista, y vosotras, ¿habéis utilizado este método alguna vez?, contar, contar, ¿cómo soléis organizar los preparativos antes de un día de compras?.

domingo, 5 de junio de 2011

cosas que me inspiran(XIII).



Los PANTALONES de rayas de Isabel Marant, no es que me inspiren, directamente me tienen trastornada, me obsesionan, y yo me conozco cuando me obsesiona algo, busco y busco hasta que encuentro el símil perfecto, y digo símil, porque éstos, por maravillosos que sean, se escapan de mi presupuesto, una verdadera lástima porque les hacía un hueco en mi armario rápidamente.

Y ya puestos también le hacía otro hueco a este VESTIDO de Kate Moss y a su BOLSO de Paco Rabanne, el icónico 69.


Sé que no a todo el mundo le gusta este bolso, pero a mí me enloquece, como objeto artístico y también como práctico.


Otra de las cosas que me inspiran son los BOTINES, tengo ganas de hacerme con unos realmente bonitos.


Como los que lleva esta chica.


También me inspiran los looks de algunas celebrities, entre ellas, Alexa Chung, y aunque algunas cosas no van conmigo, de otras tomo buena nota, por lo pronto, ya tengo la solución perfecta para mi vestidito ñoño gris de H&M, (ñoño pero que me encanta, por cierto).


Mis nuevas sandalias, que le van como anillo al dedo, son estas, Alexa inspira con sus tachuelitas.


Y también, of course, Kirsten Dunst está entre mis favoritas, incluso diría que es mi favorita, pero bueno, este ya es otro tema. El caso es que tengo un vestido largo de OYSHO muy parecido al suyo, lo mejor es que ya sé como combinarlo en entretiempo, cuando todavía no hace demasiado calor, con rebequita, muy obvio sí, pero no daba con el largo idóneo de la susodicha rebeca ni con el aire que le quería dar al look.


Me inspira el estilismo de Peter Som de pies a cabeza y esos PANTALONES tan arriesgados y tan geniales.


Y los Clutch de BALENCIAGA.


Con ellos me sucede algo parecido que con los pantalones de Isabel Marant, me obsesionan, me descentran y todo, y para un clutch de Balenciaga me temo que no hay símil posible, o es auténtico o no me vale, así que me quedo con las ganas.


miércoles, 1 de junio de 2011

Flechazo again.


Mi pasión por los zapatos estos últimos tiempos había ido quedando relegada a un segundo plano, cuesta creerlo, pero es verdad, he sido más bolsera que zapatera. Antes no, supongo que dependerá de las épocas, y aunque todavía optaría por un bolso en lugar de por un bonito par de zapatos, parece que esa ilusión juvenil   por ellos ha vuelto a renacer en mí, MIU MIU tiene la culpa.



Sobre todo si existen clones como estos, made in ZARA, que te hacen dudar si comprarlos o no, aunque carezcan de practicidad-comodidad, son tan bonitos.


Y vosotras, ¿sois más de zapatos o de bolsos?.