Mi momento de relax, por la desdramatización que supone el mundo de la moda, mi parte frívola de entre mis muchas partes, desde la humildad y con afán de nada más que divertirme.





martes, 12 de abril de 2011

Emulando a Jane.


Jane Birkin llevaba su cesta de mimbre como nadie, con naturalidad, encanto y una frescura inimitable, de hecho, cuando veo fotos suyas con ella no puedo evitar querer emularla y aunque no consiga lograr el mismo efecto, por un rato, me siento un poco invadida por su espíritu relajado e impecable.


Aunque no descarto hacerme con una cestita rígida, pues eso será cuando encuentre una perfecta y mediana, de momento ya tengo mi capazo de paja, este en concreto, un regalo de mi padre. Tengo casi treinta años, bueno, un par menos en realidad, pero todavía sigo recibiendo alguna sorpresa.


Es de Zara, con las asas de piel e increíblemente cómoda, grande y espaciosa, la única pega quizá sea el roce al llevarla con vaqueros, se mancha un poquito y puede que con el tiempo se desgaste, pero también os digo que yo soy muy maniática y no soporto el deterioro de las cosas, me gustaría que estuviesen siempre como el primer día.

6 comentarios:

  1. El capazo es una preciosidad! Tu padre tiene muy buen ojo.

    Yo también detesto los efectos del paso del tiempo en la ropa y en cualquier cosa que me guste, por eso trato de ser lo más cuidadosa posible. Alguna vez me he planteado una forma alternativa de verlo, quiero decir, ver los pequeños desperfectos como prueba y recuerdo de lo que he vivido con ellas. Pero sigue predominando mi posición inicial.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Hola guapa!

    Yo tengo un par, me encantan pero al final termino poniendolas solo cuando voy a la playa.

    Tengo pendiente hacerme con una parecida a la de la foto, seguramente se me haría más práctica.


    Besos!!

    ResponderEliminar
  3. me encantan los cestos y este de zara lo he visto y es precioso! yo tngo tu edad y tb mis papis siguen haciendome regalitos por sorpresa y ahora hacen aún más ilusión!

    Alba

    ResponderEliminar
  4. has conseguido ese espiritu, estas genial! a mi antes que las cosas se estropearan me daba igual, ahora no lo soporto, será la edad!
    besos!

    ResponderEliminar
  5. Me gusta muchísimo el capazo, pero veo peligroso que sea tan grande, al final acabas metiendo hasta la termomix "por si acaso". ¡Buen día!

    ResponderEliminar
  6. me encantan para el verano los bolsos de mimbre, me viene de herencia, pues a mi madre tb y siempre tiene alguno, preciosos.
    la idea de la cesta rígida me gusta para ver, pero creo que puede resulta un poco incómoda.

    me ha encantado tu blog.

    un beso

    ResponderEliminar